Artículos propios



Un bisturí que nos desnuda la extrañeza del mundo femenino
Paredes, Julio. Artículos propios. Bogotá: Alfaguara, 2011. 216 págs.

Por Manuel Osorio


¿Qué historias pueden estar detrás de aquellos objetos cotidianos y nada trascendentes? ¿Cómo algunos objetos que nos son irrelevantes pueden resumir la vida de otros? ¿Cuál sería ese objeto que narraría su vida o la vida que quiso tener? Todo esto puede hallarse en Artículos propios, el último libro de Julio Paredes, escritor ya familiarizado con el género del cuento, del que hacen parte los libros Salón Júpiter y otros cuentos (1994), Guía para extraviados (1997), Asuntos familiares (2000) y Escenas de un bosque (2011).

Una pañoleta nos lleva a recordar la infancia, una máquina de escribir puede contar una historia que no es nuestra, una botella que es testigo de una inusual espera, un reloj que es testigo de un amor perdido y prohibido, una linterna que puede llevarnos a la angustia, un acordeón que nos evoca un pudo ser, una pulsera que nos muestra ese deseo de no ser, un anillo que nos lleva a esa nueva búsqueda de todo ser, un televisor que nos hace cómplice de una amistad, un encendedor como el pretexto de un abnegado amor, una cruz que nos señala una condena, un andamio que nos permite ver ese recuerdo ya perdido y una foto que es el motivo de todas estas historias…Objetos que nos permiten ver a nosotros mismos, nuestro deseos más íntimos contados con lo más cercano y cotidiano.

Dichos objetos sirven de pretexto para que trece mujeres narren sus historias cargadas de amor, soledad, complicidad, y miedo. Cada una de ellas se relaciona de manera íntima con esos objetos, los cuales se hacen relevantes en momentos cruciales de sus vidas, objetos que hacen que el lector sea testigo de esas historias…objetos que son tan habituales pero a la vez inalcanzables pues pertenecen a ellas. En Artículos propios Julio Paredes muestra con maestría la capacidad de sugerir sin caer en los clichés del feminismo panfletario o mercantil. Esta es una colección de relatos en los cuales las voces de las diferentes mujeres aparecen cuidadosamente para tocar e insinuar sutilmente al lector, como lo harían en sus novelas Sandor Marai o Estefan Zweig.

Sin duda alguna, Paredes se alimenta del mundo femenino. Es imposible terminar de leer su libro sin pensar en escritoras como Anne Sexton, Alda Merini, Clarie Keegan, Virginia Hamilton Adar, Katherine Ann Porter, Victoria Nelson, Simona Vinci, Adriana Lunardi, Yoko Agawa, Dorothy Parker, Carson McCullers y Katherine Mansfield, algunas de ellas mencionadas en los relatos. Julio Paredes mueve las palabras como fichas de ajedrez en el tablero de cada relato, que es un nuevo juego. Paredes no tiene prisa por narrar, todo está ahí debidamente y delicadamente puesto; sus relatos están creados dentro de una atmósfera sencilla que logra sin duda alguna la empatía con el lector.

Artículos propios es un libro de cuentos sólido y delicado, que consigue un preciso desarrollo lírico en cada una de los relatos, trabajados con auténtica maestría, y una suerte de emocionada y ambivalente complicidad hacia el destino de sus mujeres. Mujeres que impregnan de amor, recuerdo, extrañeza, ausencia, vacío y soledad el espacio vital del libro: la lectura.

No hay comentarios.:

Publicar un comentario